miércoles, 6 de abril de 2016

Comentarios sobre la representación teatral de Veinte mil leguas de viaje submarino

El 2 de marzo de 2016, los alumnos de los cursos de 2º de ESO asistieron en el Teatro Zorrilla a una representación de Veinte Mil Leguas de Viaje Submarino, original de Julio Verne.

La obra, organizada por Recursos Educativos, fue representada por la compañía salmantina Lucky & Luke que recreó diversos pasajes de la novela de Julio Verne y logró la participación entusiasta del público con un final musicalizado.

Tras la función, los actores abrieron un período de diálogo  con los asistentes y contestaron a diversas preguntas sobre lo que habían presenciado.



En mi opinión, me ha gustado mucho la forma en la que actuaban los cuatro actores porque se metían en el papel y eso hace que el espectador esté muy concentrad y atento. Ademá en cuanto al escenario, con tan solo dos puertas, dos sillas, una mesa y un ojo de buey han conseguido desplazarnos a otros espacios de dentro y fuera del submarino sin darnos casi cuenta. (Victoria Suárez)

Me pareció una buena representación, aunque se quedaron un poco cortos en cuanto a medios empleados. También me gusto la rapidez y sentimiento que ponían los actores, sobre todo, el que hacía de Ned Land. (Arsenio Junquera)

Hay que tener en cuenta que es bastante difícil representar una obra que transcurre en el fondo marino, pero opino que quizás si los efectos especiales hubiesen sido más avanzados, habrían enriquecido la representación. Por otra parte, un aspecto que me gustó bastante fue la vestimenta de los actores, que lograba situarte en la época en que sucede la historia. Hay muchas cosas de la representación que no concuerdan con la oba. Por ejemplo, en el libro el capitán Nemo es un ser autoritario, pero nunca pierde los papeles; en cambio, en la obra representa un personaje un poco agresivo. (Carmen Navarrete)

Otro aspecto diferente respecto del libro, fue el principio de la representación cuando Aronnax narra los acontecimientos del principio. Además,  algunos episodios intermedios las han cortado para no alargar demasiado la obra teatral. (Fernando Peláez)

A mí, personalmente, me ha gustado mucho, porque a pesar de los pocos medios que tenían, lo hicieron muy bien. Pero lo que más me ha gustado fue  la canción del final. Todavía la tengo metida en la cabeza. “Si algo he aprendido en este viaje submarino es que el odio a los demás puede cambiar tu destino” (Andrea Vázquez)

La canción final ha sido un “puntazo” y se nos ha quedado grabada a todos. Realmente, ha merecido la pena. (Alberto Ruiz)


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.